Wednesday, April 10, 2013

3 caminos

El hombre pidió silencio.

Por el pequeño tubo dejo caer café, recién preparado, con un olor fresco y penetrante. Al momento de caer este y empezar su viaje por la serie de extrañas tuberías y sortilegios se produjo una serie de sonidos bastante curiosos, diferentes uno del otro, mientras mas avanzaba el liquido mayor era la cantidad de sonidos que parecían formar una melodía de silbidos, golpes, vapor y presión, algunos sonidos se repetían constantemente durante todo el proceso mientras otros lo hacían un par de veces o tal vez una durante toda su carrera, el liquido terminaba en una rosa, no era un recipiente, no era algo que tuviera forma de esta, simplemente comenzaba a formar a esta con el liquido café transformándose lentamente en el tallo, las hojas, incluso espinas, para terminar construyendo hermosos pétalos intensamente rojos que se cerraban en una corona digna de reyes.

El hombre tomo la rosa lentamente, hizo una moción como si la arrancara de la mesa oscura en donde se encontraban los aparatos y al acercarla lo suficiente la olió y dijo:

-Es tan diferente, sabemos que es una rosa, pero no lo es, por que su forma no justifica ni el olor, ni el material, ni mucho menos el color, pero no deja de ser una rosa, una rosa que me recuerda a noches placenteras donde mi mente vaga y la cual puedo beber hasta saciar mi sed de conocimiento, de amor, de belleza, de todo-

Tomo un lento sorbo de aquella rosa y sonrió.

-Y sigue caliente todavía-

No comments:

Post a Comment

Buda

"Ningún hombre puede cruzar el mismo río dos veces, porque ni el hombre ni el agua serán los mismos." - Heráclito el Oscuro Pe...